Mantenemos este artículo dado el interés que suscita entre todos aquellos que se interesan por las actividades Roerich y de la Bandera de la Paz en Rusia.
Los días 6, 7 y 8 de octubre, el Museo de Arte Oriental (Oriental Art Museum) celebró el 130 Aniversario del nacimiento del artista y Maestro de la Humanidad, Nicolás Roerich, así como el Centenario del nacimiento de su hijo Svetoslav Roerich. Diferentes conferencias y nuevas exposiciones con nuevas pinturas, fueron inauguradas con todo su esplendor. Seguidamente y en los días del 7 al 10 de octubre, el Centro-Museo Internacional de los Roerich (International Centre-Museum of the Roerich), celebraron con gran asistencia de público los mismos acontecimientos.

Distintas personalidades y conferenciantes venidos de Italia, Alemania, Austria, India y España, además de las repúblicas del Báltico, se dieron cita. Representando a España, estuvo en las Conferencias el Director del Museo Bandera de la Paz y Presidente de la Asoc. ADA Roerich, Sr. Leonardo Olazabal, quien recibió una mención honorífica y medalla del Centenario, en reconocimiento a la labor realizada al salvaguardar la figura de Nicolás Roerich y dar a conocer las pinturas, la filosofía Agni-Yoga y la Bandera de la Paz durante varias décadas.

Magníficas salas con las pinturas de Nicolás y de su hijo Svetoslav Roerich, fueron inauguradas. Nuevas vitrinas exhibían fotografías, estatuas orientales, documentos de gran valor histórico y objetos personales de la Familia Roerich.

Existen más de 200 centros Roerich en Asia Central y en particular en Rusia. La calidad de los conferenciantes fue extraordinaria. Miembros de las academias de las artes y de las ciencias, así como un diplomático de India y el Ministro de Cultura del Gobierno Ruso, expusieron lo que suponía para ambos países la herencia de los Roerich. Luego, expertos en ciencias aeronáuticas, astronomía, documentalistas y músicos, nos hicieron tocar el cielo y nos dieron el incentivo para continuar adelante. Según se ha dicho, el lema de los servidores mundiales para este nuevo siglo es: ¡Hacia Rusia con Amor y Sabiduría! Los nuevos tiempos nos invitan a eliminar el Espejismo y el Maya relacionado con las Enseñanzas de los Maestros de Sabiduría en una época en la que grupos foráneos y astralistas dicen canalizar dichas Enseñanzas sin ruborizarse. Nada más lejos de la Verdad, y desde Rusia se cuida de toda tergiversación que se da en los colectivos pseudo-esotéricos de Occidente y de la propia Rusia.

De hecho, Rusia no se duerme en los laureles de este nuevo triunfo que ha hecho eco en todos los medios de comunicación. Más que nunca, avanza a pasos agigantados para mostrar al mundo la herencia que dejaran los Roerich, con un mensaje de esperanza e iluminación para todos aquellos que quieran seguir su referente diamantino. Y más aún cuando cada año en la fecha del nacimiento de Nicolás Roerich, se realizan celebraciones en numerosas ciudades y localidades de Rusia y países vecinos. La Finca de Tataguni Estate en Bangalore, que fue el hogar de Svetoslav y Devika Rani, también será próximamente inaugurada tras una profunda restauración y posterior habilitación como Museo.


Estos acontecimientos suponen sin duda una noticia extraordinaria para todos. Se está avanzando mucho en la eliminación del espejismo mundial. Aún queda mucho trabajo por hacer, pero el crecimiento es ya imparable tal y como lo anunciaran los Roerich para la presente época. Una nueva comunidad mundial está emergiendo, basada en la Unión de la Conciencia, trabajando cada uno en su respectiva localidad para mejorar la calidad de vida, tanto física como espiritual, pero “Unidos en la Diversidad” como proponía Nicolás Roerich. Un aspecto difícil de llevar a cabo por la idiosincrasia actual de los seres humanos, que deben aprender a trabajar juntos sin darse codazos. También gustaba decir que: “Donde hay Paz hay Cultura y donde hay Cultura hay Paz”. De esta manera, nos movilizaba en la línea de acción de la Ética Viva, y lo demás vendría por añadidura. Poderosas energías femeninas están tomando expresión en el Tercer Milenio. Los pilares de Fuerza, Sabiduría, Conciencia y Belleza creados por Helena, Nicolás, Yuri y Svetoslav Roerich, son los referentes auténticos, cuyas fuentes originales son ahora más que nunca protegidos y expresados en forma de Síntesis. Podemos concluir que los rayos del sol de la paz comienzan a irradiarse desde Rusia, ayudados por numerosas comunidades Agni y grupos de Pax-Cultura (que son los oficiales y no otros grupos “extraños” que sin permiso se apropian del Símbolo de la Bandera de la Paz para sus propios fines)  protectores de la Ética Viva y de La Bandera de la Paz respectivamente y que trabajan desde todos los niveles sociales. Cuidando, eso sí, que las nubes de la ingratitud y de la envidia humana no cierren el imparable paso de la Luz Roerich al mundo actual.

Svetoslav Roerich acostumbraba a decir: “Tengamos confianza en el poder del pensamiento, esa energía extraordinaria que es expresión del alma, y que hace que nuestras aspiraciones caminen hacia la perfección en todas sus formas”.

La información recopilada en estos extraordinarios días, será ofrecida a lo largo de los próximos años. Diversos documentales y diaporamas, bajo el título “La Edad de Oro no está en nuestro pasado, sino que yace en el futuro” serán presentados por Leonardo Olazabal en su Centro, quien además ha elaborado un estudio acerca de “Arte-Terapia y Física Microvibratoria en la pintura de Nicolás Roerich”, presentada en su primera parte en el Museo de Arte Oriental de Moscú. También Leonardo dio un mensaje en el ICR sobre La Filosofía de la Gratitud, donde subrayó que “se debe caminar todos juntos, unidos por el corazón y la mente ¡Sin divisiones! Y eso se llama ¡Gratitud! La Gratitud es hermana de la Lealtad. La Gratitud es la vida misma porque quienes alcanzan a irradiar permanentemente Gratitud, dejan de ser extraños”.

Ahora, estos actos culturales tendrán lugar en el Centro ADA Roerich de las Montañas de Bedia, Bizkaia (Spain), en la llamada Colina de Laurel, finca donde se halla el “Museo Bandera de la Paz N. Roerich”, “el Jardín Roerich” y el pequeño monumento del “Obelisco de la Paz” de Masahisa Goi. www.shambala-roerich.com