Archivos por Etiqueta: Helena Roerich

40 ANIVERSARIO DEL CENTRO DE SÍNTESIS DARJEELING-ROERICH

El pasado 3 de abril el Centro de Leonardo y Petri cumplió 40 años. Inaugurado con el estreno de la Democracia en España en el año 1978 se cumplió un sueño en el joven Leonardo.

Fueron cientos –llegan al millar- las clases de Raja Yoga y de Agni Yoga dadas por el Instructor Leonardo en todo este tiempo. Ahora lleva unos años saboreando la paz que se desprende del silencio y del jardín Roerich en las montañas del País Vasco. Escribe artículos, libros y da charlas culturales sobre los temas que domina. En todo este tiempo ha atendido a personas que llegan hasta él pidiendo consejo, o bien para escucharle sobre los temas de sus libros. Se mantiene lejos de programas de TV o radio, y de muchos líderes que dicen una cosa y luego hacen otra. Los hay en todos los sitios, grupos, ONGs y escuelas espirituales. Es como esas personas que enarbolan la Bandera de la Paz y luego a hurtadillas siembran mentiras y espejismos por doquier. Se envuelven en un nimbo de luz y amor para llevarte, si pueden, a su nido de serpientes.

Leonardo advierte:

 Esas personas, mujeres y hombres que deshonran el nombre del Maestro y de Dios, no portarán nunca la túnica azul que conduce hasta el Reino de Shámbala, el Reino de Dios dentro del Circulo no se pasa.

Hemos visto, en los últimos años sobre todo, que hay que mantener la plena lucidez en el camino al mundo espiritual. En América y en Rusia se ha hecho mucho daño en nombre de Roerich y se está caramelizando la figura de toda su familia de un modo mediocre y banal. Se usa el misterio, el misticismo y el lenguaje de los llamados “contactados” para presumir y cautivar a los necios, ¡Cuidado!

Leonardo nos dice:

Por eso hoy más que nunca se necesitan personas que hagan hincapié en la labor científica, arqueológica, artística y cultural-espiritual de la obra de la familia Roerich, y de tantos otros seres especiales por su humanidad.

   Se requiere estudiar sus libros y sus diarios para comprender tanto su labor humana como la espiritual. Hay que redactar informes que tengan una validez y adaptar sus enseñanzas a los requerimientos de la época en la que estamos viviendo.

   Hay que saber escuchar pero también hay que tener criterio propio y analizar cada cosa que se dice. Hay mucho engaño ahí afuera y también mucho autoengaño. ¡Cuidado con los cantos de sirena! La mayoría de las enseñanzas dadas por líderes espirituales en los últimos 200 años, no son más que cuentos para niños de parvulario o si acaso de primaria y secundaria. No son mentiras intencionadas, ni se deben al deseo de engañar. Se trata de un lenguaje adaptado a nuestra estrechez de miras. El verdadero investigador es un observador en las cortas y en las largas distancias. Medita, estudia y sirve hasta crecer y alcanzar una cosmovisión de todo. Sabe que el corazón es un templo sagrado, y la mente superior un hogar iluminado.

   Para los demás hay una posibilidad muy remota de que seamos capaces de atravesar la niebla de nuestra mente, que quiere ver lo que se imagina y no lo que realmente es, pero se puede conseguir. No sin esfuerzo y disciplina, pero se puede llegar a la otra orilla. Mientras tanto es fácil de confundir un pingüino con una sirena, una simple sombra en el Himalaya con la figura divina del yogui Babaji, un cactus de la montaña con una persona.

   La única manera de traer el cielo a la tierra es trabajando con amor hacia todo. Y eso es lo que se ha hecho en todos estos años. Recordando la verdad escrita siglos atrás en la India: No hay religión más elevada que la verdad. Y en el Antiguo Egipto: El que tenga los oídos preparados que escuche, el que tenga ojos que vea.

¡Gracias Leonardo y Petri!

¡FELIZ 40 ANIVERSARIO DARJEELING!

ADA Roerich

Fragmentos en primavera de lecturas Agni Yoga dadas en ADA

La energía psíquica se desarrolla y crece sólo por una aplicación rítmica y constante mientras que una manifestación intermitente de ésta no conduce a ninguna parte sino que incluso puede ser dañina. Esto explica porque la gente activa y ocupada son tan resistentes y viven más tiempo. Deberíamos tratar de mantener un cierto ritmo y adquirir serenidad en todas nuestras acciones…

…Tengo ante mí una publicación de un trabajo en francés muy interesante, sobre Cómo alcanzar la Inmortalidad, escrito por el biólogo y físico Georges Lakhovsky. Este libro confirma letra por letra todo aquello que ha sido dicho en los Libros de la Ética Viva y me gustaría citar para ti unos pocos extractos de este trabajo científico. El Señor Lakhovsky señala que para el logro de la inmortalidad se deben observar tres reglas: (1) Se debe creer en la longevidad, esto es, creer en la posibilidad de alcanzar una edad avanzada; (2) Uno debería evitar la ira, malicia, envidia, celos e irritabilidad, y por contra debería desarrollar sentimientos bondadosos y una buena disposición, lo que es necesario para mantener no sólo la moral sino también el equilibrio físico. Y (3) No se debe temer a la muerte sino creer en la inmortalidad…

…Nuestra existencia depende de la circulación de la sangre la que le permite a los diferentes órganos del cuerpo recibir los materiales necesarios, especialmente el oxígeno. Es conocido que muchos vasos sanguíneos se pueden contraer bajo la influencia de experiencias psíquicas, y como resultado de esto la circulación es perturbada y la sangre se precipita hacia unas partes del cuerpo y se aleja de otras. Una persona que sea dada a los sentimientos de ira, celos y envidia perturbará constantemente su circulación la que con el tiempo producirá cambios intensos en el organismo llevándolo hacia la enfermedad y a la muerte…

…Ante la ira, estas corrientes eléctricas (energía psíquica), que fluyen a través de estos nervios desde el sistema nervioso simpático, revientan y así, “la nutrición eléctrica” de las glándulas que producen secreciones internas (de cuyo normal funcionamiento depende la vida del organismo) cesa, por lo que estas glándulas dejan de trabajar como se requiere para mantener una buena salud…

…Ahora tú también entenderás lo beneficioso que son las vibraciones enviadas por el Gran Maestro durante una enfermedad. No existe noche en la que yo no tenga la experiencia de estas vibraciones sanadoras de varios grados de tensión y duración…

…Ahora mismo hay una niña pequeña en Latvia que está bajo observación de un comité compuesto de muchos médicos. Esta niña puede leer los pensamientos no sólo de su madre sino también de extraños. He recibido un libro escrito en alemán enviado por amigos acerca de este fenómeno. El libro fue escrito por uno de los médicos que está viendo a esta niña. Nosotros estamos interesados en todos los resultados logrados por los científicos así como por las sociedades para el estudio de las manifestaciones parapsíquicas en los Estados Unidos y Europa. Los experimentos de los científicos europeos con la Radiestesia son también bastante interesantes…

Primero, seamos honestos y admitamos que todas las dificultades y fracasos son el resultado de la negligencia manifestada sobre las Indicaciones dadas, de descuidos, atolondramientos, dudas y envidias egoístas. El remedio es gratitud al Gran Maestro. Si luego de esa revisión honesta y desde los diferentes ángulos nuestros corazones no se inundan con gratitud, con devoción y con amor hacia el Líder y el Dador, entonces verdaderamente es que nuestros corazones se han secado y nuestras conciencias se han empequeñecido.

Hagamos caso al guía o líder con toda nuestra atención, vigilancia y directo conocimiento.

Se dice que “una indicación distorsionada es similar a un tren que se ha descarrilado.” O también, “una indicación llevada a cabo a medias es como una casa sin techo o es como la mitad de una dosis de una medicina—cualquiera de las dos podría hacer daño o causar la muerte.” El cumplimiento fuera de tiempo de una indicación podría ser destructivo, o infructuoso, por decir lo menos. El conocer las fechas señaladas es un gran conocimiento, ya que el éxito de la vida dependen del cumplimiento preciso del tiempo y del conocimiento de la dirección correcta. ¡Así, tú, que ya lo conoces, cuida de estos Tesoros!

Rutas Espirituales y Encuentros Literarios – Agni Yoga y Albert Sassi

“Toda la creación gime a una, y está con dolores de parto hasta ahora, aguardando la manifestación de los hijos de Dios”.      Alice A. Bailey.

En el antiguo Egipto los neófitos tenían que pasar a través del miedo, peligros y tentaciones artificialmente creados y sólo un pequeño número de ellos eran capaces de pasar la prueba. En nuestros días todas las pruebas artificiales se han abolido y el discípulo debe ser capaz de enfrentar las dificultades y los obstáculos en la vida diaria. Y por supuesto sus motivos internos son tomados en cuenta siempre, junto con su atención, su valor, discernimiento, cautela, honestidad y devoción. Y de la misma manera, como en la antigüedad, sólo unos pocos tienen éxito hasta el final.

Tanto la miseria como la felicidad están dentro de nosotros. Los Grandes Maestros están siempre listos a extender la Mano para Ayudar pero uno debe saber como aceptarla. Recuerda la forma que se expresa la Enseñanza respecto de aquellos que están rogando por la Elevada Ayuda pero que no son capaces de aceptarla…/…

“Mi manantial permanece más allá de tu vista y tú no te volviste a mirar Mis flores. Tú incrustaste tu camino con egoísmo y encontraste tiempo sólo para proteger tus apreciadas suelas de las espinas que tu mismo sembraste. Mi ayuda voló como pájaro espantado. Mi mensajero se apresuró en regresar. Mi ayuda fue rechazada. Pero el viajero continúa estúpidamente llamando por ayuda y dirige su atención hacia el sitio de su futura destrucción. Por lo tanto, siempre Aconsejamos estar alerta, ser flexible, tener una mente abierta. De otra manera uno no puede llevarse bien con la realidad.”       Agni Yoga

CARTAS DESDE LA INDIA

Por Albert Sassi

Kotagiri, 3 de marzo de 1962 “Masters’ Garden”

Querido Amigo,

Retomo para usted la Enseñanza profunda, esta Enseñanza que transmite más sobre el plano del Alma, de alma a alma, que con palabras. Y desde este punto de vista puedo responderle a su pregunta formulada en su última carta. He aquí:

En el plano del Alma formamos un GRUPO. Nos corresponde a cada uno de nosotros el desarrollar estas antenas, gracias a las cuales descubriremos esas Afinidades electivas –como las denominó GOETHE– que unen por medio de vínculos espirituales y sustanciales a los Seres asociados a una misma Tarea, ¡a un mismo Trabajo!

¡La DISTANCIA no cuenta para las Almas! ¡En los momentos de SILENCIO le percibo muy bien, y le felicito por su Aspiración intensa.

LA HUMANIDAD. –la Gran Huérfana– en esta Unión, esta Armonía, esta perfecta Afinidad, y en la Pureza y la Fuerza de este lazo puede servirse…/…

¡Sí, hay aquí en Masters’ Garden un SILENCIO que está hecho de Plenitud y de Presencia!

La batalla debe ser librada y recobrada sin cesar, como lo dice tan bien LUZ EN EL SENDERO. Pero después de este recogimiento supremo, el CONTACTO maravilloso con el Instructor fue restablecido…

Durante tres días nos dolían todos los músculos. E. tuvo que guardar cama durante un día entero.

Los dos primeros libros, el de la ALEGRÍA y esta primera parte del LIBRO DEL CONOCIMIENTO son verdaderamente la continuación de los libros dictados a Helena ROERICH. ¡Es la misma Voz Interior, y para aquéllos que tienen oídos para oír SU VOZ, la del Instructor de los Hombres y los Dioses!

¡Es un privilegio y a la vez un acto de responsabilidad abrumadora el recibir tan directamente tal Enseñanza!

Con respecto a la salud de E. su corazón se ha readaptado a la altitud y sobre todo a la Tensión Espiritual que existe ya (en las montañas azules). Hemos tenido varias visitas. Todos han sentido la Fuerza y existen nuevos proyectos de los cuales se te hablará más tarde.

Muy cordialmente tuyo,

Albert Sassi

Nuevo Año y nuevo Encuentro de Agni Yoga de la Asociación ADA Roerich

Shangri-La, un punto de encuentro sobre la Paz, la Cultura y la interespiritualidad.

Más que lluvioso fue el fin de semana del 13-14 de enero de 2018, primer encuentro anual de Agni Yoga. A pesar de la severa humedad y las contundentes precipitaciones, que cayeron esos días, se volvió a fraguar el habitual halo de calor fraternal y espiritual en el centro de las montañas en Ereño, la colina del Laurel.

La Colina de Laurel

El encuentro dispuesto en las dos tardes consecutivas del sábado y el domingo se ve esta vez nutrida y enriquecida por la visita de dos compañeras de Zaragoza, como de la visita de David, nuestro incansable viajero de Madrid, que traerá un interesante relato sobre sus experiencias obtenidas en su último recorrido por California. Todo esto no es más que un mero incentivo de lo que se va a conseguir proyectar en este renovado encuentro de fin de semana, en base a nuevas expectativas de conocimiento y vibración vivificadora para la conciencia grupal.

Es de costumbre empezar la toma de contacto del sábado bajo el disfrute aromático y gustativo de un té, en este caso con sabor a jazmín, y un café de entrañable sabor, que a pesar de su modalidad de descafeinado no rompe ninguna expectativa para los más expertos. Dichos néctares son acompañados por dulces de distintas variedades, siendo esta vez enriquecido por la presencia del tradicional roscón de Reyes. Son momentos de transición, necesarios para los asistentes de un espacio vital exterior en dirección a un estado de mayor centralidad fraternal y aquietamiento mental.

En el transcurso temporal de este convite, la temática empieza a ampliarse bajo distintas perspectivas, pero siempre abordada desde el respeto y la compostura que requiere el lugar, para posteriormente finalizado esta primera toma de contacto, proceder a tratar temas de mayor calado y profundidad espiritual, siempre marcadas por la síntesis y la diversidad, tal y como se ha singularizado en la Sala de Exposiciones de Leonardo Olazabal, conocida también como El rincón del escritor.

Temáticas tan diversas como todas aquellas que puedan tener cabida en el mundo espiritual, pero siempre caracterizadas y articuladas por su honestidad y rigor teórico. De ahí que el tono vibratorio que se va adquiriendo sea in crescendo con la prolongación temporal. En esta ocasión se dio un mayor protagonismo a nuestro amigo madrileño, que había recorrido durante casi un mes la región californiana, visitando centros espirituales y de carácter simbólico, que pocos viajeros se detienen a buscarlos, a excepción de aquellos que manifiestan un alma más despierta.

Nos explicó las peculiaridades y ubicaciones de estos lugares, como The Temple of People, la casa-retiro de Jidu Krishnamurti en Ojai, la biblioteca con sus innumerables libros y archivos en el Philosophical Research Society (Los Angeles) de Manly Palmer Hall, el Parque Rosacruz, así como otros tantos emplazamientos, caso del monte Shasta, las reservas naturales de Yosemite, el Cañón de Colorado, Death Valley, etc. Evidentemente, la muestra visual y explicativa se prolongó durante varias horas, lo que nos permitió conocer de una manera más cercana y profunda las riquezas naturales y espirituales de este estado norteamericano.

Si el domingo comenzaba tanto pluviométrica como gustativamente de la misma manera, este día adquirió una profusión mucho más interna al sumergirnos en la práctica de los cantos de kirtans, para proceder seguidamente con el puja del Arati, lo que generaba, desde una perspectiva causal, una cohesión grupal de mayor intensidad. No obstante, no dejaban de ser preámbulos para encontrar el momento de mayor vibración espiritual y proceder a una meditación grupal.

Igualmente, el siguiente paso se muestra tan intenso como los anteriores, donde la aportación individual adquiere un mayor protagonismo por la búsqueda y selección de un extracto literario obtenido de distintas fuentes, elegidas dentro de una coherencia colectiva y conexionadas por tratarse de referencias literarias de carácter espiritual y de profunda solidez intelectual, lo que nos permitió abordar un excelso abanico que recogía desde las “Cartas” y “Comunidad” de Helena Roerich, hasta otras propuestas igual de interesantes provenientes de Alice Bailey, Mabel Collins y Albert Sassi, entre otros.

  Fragmentos literarios seleccionados con meticulosa observación introspectiva y furor proyectivo en sus contenidos y esencias. En definitiva, sucesivos pasos de mayor profusión espiritual que consiguen consolidar una perceptiva y sentida Coherencia del Corazón por parte de todos los asistentes ante esta seriación de participación, estudio y meditación grupal.

El final del encuentro nos volvía a reunir nuevamente en torno a unos alimentos, donde muchos de los miembros aportan también sus habilidades culinarias, resaltando especialmente las samosas vegetarianas estilo India de Petri, entre otros muchos de sus exquisitos referentes.

Aunque la actividad grupal se centraliza en las tardes de sábado-domingo, esto no desmerece la labor continuada de Leonardo Olazabal, durante las mañanas al atender a los invitados, así como contestar y atender las numerosas llamadas telefónicas de carácter informativo y mencionar a otros colaboradores de la Obra y de la Luz de Orense, Málaga o Valencia.

Es de agradecer las visitas de nuestras amigas de Zaragoza, así como de David, realizando el esfuerzo por las horas de viaje que conllevan sus respectivos desplazamientos, por su respetuosa actitud de aportación literaria, reflexiva y su experiencia de lo vivido bajo la predisposición de aportar lo mejor de ellos en este encuentro de fin de semana. Igualmente, remarcar que todo este proceso no sería posible sin los verdaderos baluartes y protectores del Centro de las Montañas y Museo Bandera de la Paz Roerich en Bedia (Bizkaia), como son Leo y Petri, quienes tienen por máxima actuar juntos por un mundo nuevo y mejor.

Om Shanti.

Íñigo

Natacha Rambova y Svetoslav Roerich en los años 30 del pasado siglo

Pertenece a los archivos de Leonardo Olazabal

En el principio de los años 30, vivir en Nueva York era vivir con intensidad, con ilusión, aún coleando la crisis del 29, la Gran Depresión que se prolongaría toda la década.

Natacha Rambova decía: ¡Todo evoluciona tan deprisa! -Su viva mirada parecía estar viendo pequeños pero muy intensos vislumbres del futuro a la vez que saboreaba una taza de té junto a su amigo Svetoslav Roerich-.

La gente se reunía en los cafés, en los salones de baile y en los teatros de la ciudad. Una parte de la clase media, se interesaba por las nuevas tendencias artísticas y por los eventos espirituales y museísticos.

En el Museo Nicolás Roerich, situado en las primeras 3 plantas del Master Building de la calle Riverside Drive del nº 310, se forjaban las almas más puras de la época. Inaugurado en 1929, este edificio de estilo Art Decó cuenta con una historia increíble. Los pormenores han sido relatados en mi obra “CHINTAMANI”.

Además de varias salas dedicadas a las pinturas de Nicolás Roerich, y diversos objetos de arte oriental, procedente todo ello de la Expedición al Asia Central, había también talleres de escultura, salas de estudio, un pequeño teatro, una biblioteca, salones de conferencias, oficinas, auditorios y una cafetería-restaurante.

Una placa de mármol negro situada al ras del suelo y en una esquina, nos recuerda el año 1929 grabado junto con las letras -M y R- (Museo Roerich), y tres puntos, rodeado todo por un círculo en representación del Símbolo de la Paz Roerich. El 24 de Marzo de ese año se celebró el primer festival y se puso la que se conoce como la “Piedra Angular” en una esquina del edificio. Antes, tanto la Sra. Frances como la Sra. Sinna, colocaron una “cápsula del tiempo” que consistía en un cofre metálico con varios objetos simbólicos dentro, según las indicaciones de Roerich (ver mi obra CHINTAMANI).

Ese mismo año se inauguró el edificio CHRYSLER, que cuenta con 77 pisos, y también de una hermosa arquitectura Art Decó. Ahora nos encontramos en el 1931 y se acaba de inaugurar el Empire State de 102 pisos, siendo el más alto del mundo. Natacha Rambova (Wink) hablaba de ello con Sveti, diminutivo cariñoso de Svetoslav y más fácil de pronunciar. Ambos estaban entusiasmados de este logro humano. Ellos, y toda la camaradería Roerich, gustaban llamar a estos hitos “Evolución en pos de la Belleza”. En un pequeño apartamento situado en la última planta que da acceso al tejado formado por un mirador donde está situado el Gran Magneto de metal a modo de antena o “Chorten”, se encontraban para hacer reuniones esotéricas (he tenido la fortuna de estar en este sitio y resulta conmovedor).

Pertenece a los archivos de Leonardo Olazabal

Invitados de la época, entre otros, la propia Natacha Rambova (Coreógrafa), el ocultista Manly Palmer Hall, el periodista Paul Brunton, el teósofo Talbot Mundy (grandes escritores los tres), junto a los hermanos George y Svetoslav, los espléndidos hijos de Helena y Nicolás Roerich. Ellos y ellas hacían de estas reuniones un crisol de ideas y prístinos pensamientos hablando de sus descubrimientos, los viajes por Oriente y acerca del futuro.

Era la época del Jazz, Blues, del cine mudo que ahora comenzaba a hablar. El baile del Charlestón, el ruido de la ciudad, y la música de raíces negras lo impregnaba todo. La llamada a la Libertad de la Mujer, la Alta Costura y el bienestar, eran impulsados por la publicidad de la época.

Mientras tanto, en el café-restaurante del Museo Roerich de Riverside, Natacha y Svetoslav preparaban el boceto de un Programa de Estudios que serviría para enseñar a los estudiantes lo que ellos llamaban “Alta Cultura y Filosofía Ética”, a través del estudio de los textos sagrados de todas las religiones y de las enseñanzas de Místicos y Sabios junto con la ciencia y la metapsíquica. Para ellos, la meta más importante en esos tiempos, era elevar a las masas hacia una mayor oportunidad de crecimiento tanto física como espiritualmente. Todo este grupo de mentes creativas y otras más que trabajaban en simpatía, como Thomas Alva Edison (a pesar de su carácter un tanto granuja y opositor del gran Nikola Tesla) buscaban un nuevo sistema de unión o síntesis que hicieran más comprensible y bella la Vida en la Tierra.

Este grupo de artesanos de la mente y de la espiritualidad, y en particular M. P. Hall se preguntaban cómo es posible que tales nociones no tuvieran cabida en las universidades americanas. De ahí que más tarde fundara (1934) en la ciudad de Los Ángeles, California, su famosa Sociedad de Investigación Filosófica (PRS), una fundación sin ánimo de lucro que pervive hoy día.

El drama social y humano de la Primera Guerra Mundial configuró el panorama de esa época. Y lo que es peor, los más visionarios del Museo Roerich preveían una futura nueva hecatombe, la que sería la Segunda Guerra Mundial. Helena Roerich, esposa de Nicolás Roerich, así se lo hacía saber en cartas dirigidas al Presidente de los EE.UU. Flanklin D. Roosvelt. Cuando la guerra se asomaba en el horizonte muchos periódicos y revistas dieron a conocer el mensaje del Profesor Roerich.

Mientras tanto, la encantadora Natacha movía sus manos que parecían bailar en el aire. Sus grandes ojos de penetrante mirada acompañaban cada gesto. Ella esbozaba obras de teatro y danzas, cuyos dramas hablaban de las duras pruebas por las que pasaba el ser humano en su camino a la Luz. Su amigo Svetoslav, la escuchaba divertido y con la fascinación de estar frente a una mujer que parecía conocer de otra vida. Sus auras se fusionaban en el nivel de la Energética del Arte y en los más altos ideales. A punto estuvieron de casarse si no fuera porque lo impidió Helena, la madre de Svetoslav, según se cuenta en cartas familiares.

Unas semanas después, la “Escuela de Estudios de Religión y Filosofía”, presidida por una jerarquía de reputados artistas y especialistas espirituales como su padre Nicolás Roerich y Alice A. Bailey entre otros, ya tenía un formato de trabajo bien definido. El nacimiento de esta escuela de estudios, creada por Natacha Rambova y Svetoslav Roerich, estaría basada en la igualdad, en la unión y en la síntesis, ahondando en las raíces de toda Cultura Antigua, Religión y Filosofía. El 1 de enero de 1931 ya estaba disponible para los miembros la visita al museo y la biblioteca.

Pronto, con la revolución industrial, la radio, los electrodomésticos del hogar, los automóviles, teléfonos y otros inventos, los Estados Unidos de América se convirtieron en el motor de la economía mundial, que toda Nación o País quería imitar. Era ¡el estilo de vida americano!

Para saber más: Mujeres de Altura Espiritual, de Leonardo Olazabal Amaral

Este documento, fruto de varios años de investigación, se puede compartir y aplicar tan libremente como cada uno estime hacerlo señalando siempre al autor (Leonardo Olazabal Amaral).