Archivos por Etiqueta: Museo Bandera de la Paz País Vasco

EL CORAZÓN DE ASIA una obra de Nicolás Roerich

 

Libro Nicolás Roerich

Conexión con Shámbala

El misterioso viaje secreto al Corazón del Asia Central en el año 1925, es algo que ha intrigado a biógrafos y a los propios estudiantes seguidores de esta increíble familia que ha dejado su huella y su semilla luminosa en el mundo del arte y la cultura.

Esta expedición partió de Cachemira en India, y atravesó las cumbres del Karakorum. Permanecieron en ciudades y aldeas, unas conocidas, otras no tanto, durante meses estudiando las leyendas, historias y sabiduría budista. A lo largo del año 1926 cruzaron el enigmático desierto de Taklamakán, un lugar que sólo se podía atravesar en primavera, y que escondía entre sus arenas, misteriosas aldeas y templos llenos de artilugios espirituales con paredes que ocultaban magníficas bibliotecas, todo ello perteneciente a un pasado muy remoto.

Libro N. Roerich

El Corazón de Asia

Los casi cuatro años que emplearon los Roerich en recorrer el Corazón de Asia –título de este libro– constituyen una hazaña increíble para su tiempo. De hecho, es la expedición científica y cultural más larga del siglo XX. Estos héroes del Himalaya no tienen nada que ver con los exploradores de su época, que expoliaron bibliotecas llenas de manuscritos antiguos -–despojando con ello al pueblo chino de parte de su historia– así como obras de arte de todo tipo sin ningún pudor y miramiento.

 

Mapa

Expedición Roerich

Nicolás, Helena y Yuri Roerich, junto a diferentes científicos que se fueron uniendo a lo largo de la expedición, llegaron a las montañas sagradas de Tien Shan, el lugar de los Maestros Celestiales. Más tarde, alcanzarían a los pies de los picos del Altai que hoy llevan el nombre de los cuatro miembros de la familia.

Los Roerich exploraron pasos desconocidos que se situaban a 6.000 metros de altura, y que les llevaron a dar con tesoros no materiales, pero no por ello menos interesantes. Hablamos de la Enseñanza de Shámbala, una Ética Viva para una Nueva Época que ha de empezar a manifestarse –según se dice– en las primeras décadas del Nuevo Milenio, es decir, a partir del Año 2025.

8 de julio de 2021: UN HIMNO A LA LIBERTAD Y A LA CULTURA

Alguien me dijo un día:

Nicolás Roerich dice: “Donde hay Paz hay Cultura, y donde hay Cultura hay Paz”, y sin embargo yo no lo veo. Veo cultura en el mundo pero también una sociedad que cuando no está demacrada, está en grandes conflictos y crisis ¿Cómo es eso entonces?

Y yo le dije: Tienes razón, pero sólo en parte. Olvidas que Nicolás Roerich se refería a una Cultura Interna, átmica y profundamente superior. No a la cultura actual de nuestras ciudades, que rayan con lo ordinario, cuando no con lo blasfemo y pertenece a una conciencia básica y sin los valores espirituales en los que se mueve la verdadera Cultura.

 

Monumento de Alexey Leonov en Volosovo, Leningrado, Rusia

Monumento de Alexey Leonov en Volosovo, Leningrado, Rusia

En Rusia aprendí el enorme esfuerzo que supone trabajar con la herencia de la familia Roerich. El movimiento generado por Nicolás era entonces una enorme maquinaria que abarcaba diversos campos de la cultura, la ciencia, el arte, el paisajismo y la educación. Todo ello requería y -hoy también- un trabajo constante y continuado, con un enfoque profesional y enérgico.

Los problemas de su época siguen siendo los mismos que la nuestra. No se valoran los principios que enaltecen al género humano, y hoy día en cierto modo es peor. Tenemos más medios de comunicación, viajamos más rápido y aun así seguimos siendo una sociedad mediocre, tanto en lo intelectual como en nuestras vidas. Se da una visión de la práctica del Yoga que no es la real, se utiliza la meditación con nombres comerciales para venderse como algo nuevo, lo que es absurdo. Se desnaturaliza a los Maestros del Himalaya y se esquiva la Enseñanza Tradicional Oculta.

El conocimiento superior, el sentido de la belleza átmica y la paz nacen de la disciplina, de la austeridad, de la meditación, del estudio y del servicio diario. Las Enseñanzas del Raja-Agni Yoga nos hablan de ello. En ese sentido se requieren Escuelas que eduquen en la Paz. Por eso Roerich creó en el siglo pasado institutos y academias de cultura, de arte y de educación sobre la paz, en Europa, en EE.UU. y en India. Ahora afortunadamente se recupera esta línea en Rusia.

 

Natalia Cherkashina Directora del Museo no gubernamental Nicholas Roerich

Natalia Cherkashina Directora del Museo no gubernamental Nicholas Roerich

Nicolás alentó la creación de un edificio como el Master Building* (1929) en la Gran Manzana de Nueva York, donde se reunirían todas estas artes con sus correspondientes talleres, salas de exposiciones y un teatro. Además disponía de apartamentos para los profesores y estudiantes que pudieran costeárselos y una gran cafetería-restaurante. Lástima que la Gran Depresión diera al traste con tan bonito proyecto unos pocos años después de inaugurado.

¿Se imaginan un proyecto parecido así en España?

En mis viajes a Rusia he visto cómo en numerosas ciudades se hacen exposiciones para niños y adultos de la pintura de Nicolás K. Roerich. Para ello se usan magníficas reproducciones de sus cuadros.

Recientemente se inauguró un monumento de Alexey Leonov al Maestro Nicolás, el gran hijo de Rusia como es calificado allí, en la región de Leningrado, cerca de la finca familiar de sus padres en Izvara, que tuve ocasión de visitar hace unos años, y donde Nicolás Roerich trabajó y vivió durante muchos veranos.

Gracias a mecenas, amigos del arte y de la cultura, al Centro Cultural y Educativo Roerich de Izvara, a diversas Organizaciones independientes y sin fines de lucro, junto con el Centro Internacional de los Roerich (ICR) y apoyados por la administración de la Escuela de artes de la ciudad de Volosovo se hizo realidad este hermoso proyecto. Ver foto por gentileza de Alexey y del ICR.

V. Larisa Surgina del Internacional Roerich Memorial Trust de Naggar Kullu, India

V. Larisa Surgina del Internacional Roerich Memorial Trust de Naggar Kullu, India.

Sueño con ver la creación de un busto así de Nicolás Roerich -con el símbolo de la paz y una leyenda en su pedestal- rodeado a su vez de rosas en un jardín público de España.

Para obtener un cierto éxito en este sendero de la vida, es necesario no solo tener un deseo, sino ver si tenemos la capacidad de cumplir ese deseo. ¿Somos seres mediocres o somos verdaderos Tejedores en la Luz? Esa es la cuestión. Hay que buscar a las personas adecuadas para hacerlo posible y Rusia es un ejemplo en este sentido.

El artista valenciano Antonio Camaró lo tiene claro cuando dice:

    El hombre actual solo quiere poseer y tener, es egoísta y tiránico, hace lo que sea para conseguir sus deseos sin pensar en el otro. Se ha enquistado. Precisamos hombres éticos, con valores sólidos. De ahí mi obra el Homo Ethicus.

Antonio Camaró, como pintor y humanista, lo expresa y lo pinta allá por donde pasa y expone. Su pintura nos habla de la necesidad de una verdadera libertad, de paz y de concordia. Y en ese sentido podemos decir: Querido mundo, ¡no nos rendimos, seguiremos pintando, escribiendo, cincelando, y sobre todo seguiremos bailando!

Leonardo

*Para saber más: https://shambala-roerich.com/dia-de-los-museos-y-luna-llena-de-wesak/

https://shambala-roerich.com/?s=el+Master+Building

CARTAS INÉDITAS (Fragmentos)

Helena escribía a su amiga Sanusya en 1935:

Será significativo que ambas Américas firmen el Tratado… porque la Bandera de la Paz es la Santa Voluntad de la Luz…

 

Helena escribiendo

Helena escribiendo desde su habitación en Kalimpong, Norte de India

Resulta duro no tener a mis hombres junto a mí. Tanto Nicolás como mi hijo Yuri están en China por este año, y quizás el siguiente también (Svetoslav está en el sur de India). Han pasado 12 años desde que salimos de Nueva York… Mándame fotos de la casita… Cuánto hemos experimentado durante este tiempo. Han sucedido muchos eventos y cómo ha cambiado la conciencia en estos años. La lealtad es tan importante. Estoy abrumada con las escrituras y por dirigir tantos asuntos. ¡Ay, la correspondencia ha aumentado tanto que voy a coger aversión a toda escritura! Los textos de los nuevos libros son raros…

Es necesario trabajar para las nuevas generaciones. La nueva Rusia y la juventud tienen que tomar nuevos caminos, lejos de la moderna forma de vida depredadora. Tiene que haber una nueva reorganización del mundo, esto es obvio, y en todas partes las masas despiertan una conciencia más profunda sobre la dignidad humana, aun estando como lo están sumergidas en formas feas y salvajes. Hay que evitar toda ecuación que lleve a la muerte (igual que en el 2021). La monotonía, la nada, la no acción, es un modo de muerte que debe ser evitada.

Helena Roerich y sus libros

Las personas con una gran cantidad de energía psíquica serán consideradas el verdadero tesoro del Estado. Espero con alegría un nuevo encuentro.

Helena I. Roerich

Cortesía: Revista Una Nueva Era

Año: 1993 -ICR-